preloader
Top
LA HISTORIA DETRÁS DEL PERRO RESCATADO DE LA DAMA Y EL VAGABUNDO - Somos amantes de los animales.
fade
4219
post-template-default,single,single-post,postid-4219,single-format-standard,eltd-core-1.1.2,flow-ver-1.4,eltd-smooth-scroll,eltd-smooth-page-transitions,ajax,eltd-blog-installed,page-template-blog-standard,eltd-header-standard,eltd-fixed-on-scroll,eltd-default-mobile-header,eltd-sticky-up-mobile-header,eltd-menu-item-first-level-bg-color,eltd-dropdown-default,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive
la dama y el vagabundo

LA HISTORIA DETRÁS DEL PERRO RESCATADO DE LA DAMA Y EL VAGABUNDO

 

 

Como ya sabrás, el lanzamiento del nuevo live action de “La Dama y el Vagabundo”, ha estado sonando estos meses no sólo por tratarse de una adaptación con perritos reales, sino que los protagonistas fueron adoptados de un refugio. Hoy queremos contarte más de monte, un perrito criollo que pasó de ser un perrito sin techo ni comida a convertirse en toda una estrella de cine. 

 

la dama y el vagabundo

 

Monte’ era un perro callejero que vagaba por las calles de Nuevo México hasta que un refugio de Arizona lo rescató. Al momento de ingresar, estaba tan herido de sus patitas que no podía caminar bien, ¿te suena familiar? 

 

En HALO Pet Adoption Center, Phoenix, lograron tratarlo y curarlo hasta que llegó el día más importante de su vida… 

 

la dama y el vagabundo

 

En abril de 2018, Mark Forbes visitó el refugio. Monte tiene una personalidad de oro y ese día no fue la excepción para destacar en sociedad: se mostró alegre, educado, AMABA la atención, sabía comandos básicos como sentarse y podía caminar perfectamente con una correa. ¡Era el perro ideal para el papel! 

 

Ahora esperamos ver el producto de su entrenamiento como actor, mientras que la noticia de sus orígenes han aumentado las adopciones alrededor del mundo han aumentado exponencialmente.

 

la dama y el vagabundo

 

Aunque para estos perritos era muy específica la vida después de ser adoptados: darle vida a un clásico; la realidad es que podemos cambiarle completamente las circunstancias a un callejerito al adoptarlo y darle amor. Sin ofrecerle los lujos de una vida hollywoodense, el simple hecho de darle cuidados, cariño y respeto le dará una vida digna de vivirse (sí, ya nos pusimos sentimentales).